Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Rutas y actividades en Picos de Europa y entorno. Sólo actividades. Para preguntas e información, dirigirse al foro general "PICOS DE EUROPA".
Reglas del Foro
Este foro, es exclusivo para publicar reportajes. Para hacer preguntas o informar sobre el tema, utilice el foro general "Picos de Europa".
No se admiten actividades que sean un link a otra dirección distinta a Foropicos o Picoseuropa, a menos que sean un complemento del publicado aquí (y no al revés).
Aquí tiene las normativas generales. Por favor, respételas y entre todos conseguiremos un foro mejor organizado. Muchas gracias.
Avatar de Usuario
Treparriscos
Mensajes: 938
Registrado: Sab Feb 04, 2006 10:15 pm

Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por Treparriscos » Lun Mar 02, 2009 12:13 pm

Hace dos años tuve la suerte de recorrer uno de los senderos ancestrales de pastores más extraordinarios de Peña Maín: el Cantu Cerradiellu. En aquella ocasión, uno de los momentos álgidos tuvo lugar cuando me asomé al Jorcáu Las Robres. La repentina aparición del Picu Urriellu y el milenario rumor del Río Bulnes, en el marco de la bravura y la soledad del terreno que estaba recorriendo, me hechizaron de tal manera que pasó un buen rato antes de poder dirigir mi atención a otros lugares.

La vertiente este de la Peña El Tornu acaparaba una buena parte del paisaje, elevándose vertiginosamente mil metros desde el río. ¿Cuántas veces había recorrido el camino de Bulnes sin apenas fijarme en esta abrupta ladera? En cambio, la vista desde Las Robres abría una perspectiva nueva, diferente, una dimensión distinta que mi chifladura particular sólo podía interpretar de una manera. De inmediato sólo tuve ojos para una diagonal verde, una estrecha traviesa que cortaba en dos un paredón rocoso, insinuando una hipotética comunicación con el Monte Castiello y, por tanto, con Amuesa.

Imagen


La idea nació así, con una imagen. Tiempo después, un veterano vecino de Bulnes le puso nombre: La Travesina. Como otras veces, ese nombre y el lugar que evocaba permanecieron latentes pero no olvidados, esperando su momento. El pasado noviembre, mientras cruzaba el Puente La Jaya, acudía una y otra vez a mi pensamiento la prudente advertencia del paisano: “no vayas por ahí, que está muy malo”.”No, home, no, tranquilu. Es sólo por preguntar...” o algo parecido, le respondí.

El sol de la mañana ilumina la enorme ladera. Serán los únicos momentos en que lo haga; pronto la sombra y el frío se adueñarán del lugar. Toda esta parte inferior recibe el nombre de Pimalbas (o Pimalvas) y es terreno de pasto para las ovejas.

Imagen


Busco en las alturas La Travesina y ¡ahí está! Impresionante, colgada sobre el sombrío precipicio. Parece imposible que se pueda pasar por ahí.

Imagen


Desde Colines de Abajo es visible al otro lado del Río Bulnes el sendero que conduce a Pimalbas, que comienza a pocos metros del Puente Colines, y aprovecho para estudiar su trazado con el fin de evitar despistes.

Imagen


La Peña El Tornu se alza impresionante. Es totalmente erróneo aplicarle el nombre de Canto Collugos (como aparece en varios mapas), pues en realidad éste corresponde únicamente al canto que cae hacia el nordeste desde La Travesina, precisamente el que aparece enteramente al sol en la foto.

Imagen


Comienza la aventura. Ya estoy en el camino de Pimalbas, de donde me separa un espolón rocoso que el sendero debe salvar.

Imagen


Es uno de esos senderos trazados inteligentemente aprovechando las debilidades del terreno, todo un placer el ir descubriéndolo. Los restos de su construcción denotan su antigua importancia:

Imagen


Mi emoción se dispara cuando en una llambria me topo con un “pistolo”. Es el único vestigio que queda de la Armadura de Pimalbas, que se colocaba aquí antaño para que las ovejas pudieran pasar cómodamente. Hoy no quedan tablones... porque tampoco quedan ovejas.

Imagen


Poco después llego a Pimalbas. El paisaje se abre y puedo ver Camarmeña.

Imagen


Y el “culpable” de que hoy esté aquí: el Jorcáu Las Robres, la puerta del Cantu Cerradiellu. Bajo él, el polifémico ojo del Juracao La Verde.

Imagen


Mirando hacia arriba compruebo que La Travesina sigue allí. Pero el terreno para llegar a ella parece más complicado de lo que pensaba, pues por encima de Pimalbas se alzan paredes aparentemente inexpugnables:

Imagen


De momento sigo para arriba. Un senderillo de animales me guía por Pimalbas, lo que interpreto como una buena señal. Primero en diagonal a la derecha y luego de nuevo hacia la izquierda, voy ganando altura sin problemas. Pero pronto tengo que pararme a pensar: un escalón rocoso me cierra el paso y las dificultades que insinúa no son desdeñables. Me separo un poco para ganar perspectiva y elegir el camino:

Imagen


Casi no puedo creerlo, pero tiene que ser por ahí. Parece que hay que alcanzar la huerta colgada del centro y derecha de la foto. Una vez allí, lo más peliagudo, superar el muro que la domina. Un poco intimidado, voy para allá, a ver qué pasa...
Para mi sorpresa, el rastro de animales continúa pero atraviesa una llambria totalmente empapada por las lluvias recientes, así que tengo que dar un arriesgado rodeo para esquivarla. Por fin alcanzo la pequeña huerta, y lo que hay por encima no es nada alentador:

Imagen


Estoy alucinando. Un escalón de quince metros se ríe de mí. No me esperaba estas dificultades. Si para llegar a La Travesina hay que pasar por aquí, ¿cómo será la propia Travesina? Si no fuera porque la roca se ve pisada, creería que estoy equivocado. Trepo por lo más lógico (en la foto) pero tengo que retroceder. Intento más a la derecha aunque aparentemente es más difícil. La roca está muy pisada, pero la trepada no es broma. Alcanzo una repisa, estoy casi arriba pero un escalón ligeramente desplomado me cierra el paso. Hay que auparse a pulso hasta subir los pies a la altura de las manos. Un paso de difícil retorno. Me asaltan las dudas: ¿Y si no es por aquí?¿Y si más arriba no puedo superar La Travesina? Me lo pienso y decido arriesgarme. Respiro aliviado cuando emerjo a las pendientes herbosas superiores. No entiendo nada, no me imagino a los paisanos subiendo y bajando por aquí habitualmente.

Días después, desvelé el misterio. Resulta que en ese “saltu” se colocaban unas piedras para que las cabras pudieran subir, pues sin ellas les resultaba imposible. Era la Armadura Anterrobru. Actualmente, sin las piedras, el paso es difícil hasta para un bípedo, muy arriesgado en la subida y absolutamente desaconsejable bajando.

La Armadura Anterrobru separa Pimalbas del abrupto terreno que queda por encima, llamado naturalmente Anterrobru, enseguida veremos porqué. Y no se habían acabado las emociones, ya que en su parte inferior aún hay que encontrar el buen rumbo por terreno sumamente inclinado y complejo.

Imagen


Por fin, alcanzo pendientes más sencillas y veo la característica y enorme pared desplomada y rojiza, El Robru que da sentido al topónimo anterior: Anterrobru, lo que queda antes del Robru. La Travesina queda a la derecha y, por extensión, también se la llama La Travesina Anterrobru.

Imagen


A medida que me acerco me invade una mezcla de ansia por descubrir y cautela por lo que voy a ver. ¿Será La Travesina tan terrible que me obligará a regresar en un arriesgadísimo descenso? Son esas emociones por las que merece la pena estar aquí.
Justo en el extremo inferior de la traviesa se encuentra la Cueva Anterrobru, donde aprovecho para comer un poco y reponer fuerzas. La Travesina oculta su misterio tras el espolón, a unos pocos pasos, pero me obligo a no asomarme para prolongar un poco más el momento.

Imagen


Enfrente, el complicadísimo laberinto de Peña Maín y Los Purtiellos me invita a nuevas escaramuzas:

Imagen


Cuando al fin doblo el canto me encuentro con la esquiva traviesa. El momento de las presentaciones dura poco, lo suficiente para observar que es más ancha de lo que pensaba, sin dificultad. Además un evidente senderillo la recorre, facilitando el ascenso. Eso sí, no resbales.

Imagen


La traviesa se va estrechando hasta que, justo para alcanzar otra cueva, acaba siendo una simple repisa sobre el precipicio. Aquí sí hay que tener cuidado:

Imagen


Ésta es la repisilla. Aunque el vacío está muy cercano, en comparación con lo vivido en la Armadura Anterrobru, resulta coser y cantar:

Imagen


La Travesina Anterrobru ha quedado atrás. Los dos barrios de Bulnes aparecen muy abajo.

Imagen


Ya en terreno sencillo, una última cuesta para acceder al Monte Castiello:

Imagen


A través de cuyos árboles asoma el Cabezo Llerosos:

Imagen


El bosque esconde un terreno complicado en el que hay que saber elegir el rumbo correcto. Son las llamadas Huertas de los de Camarmeña, donde me encuentro a un puñado de cabras. Lugar solitario y mágico.

Imagen


Después de tanta sombra, se agradece el sol de la tarde al emerger por encima del monte y salir a la Cumbre de Las Ventisqueras, como así se llama la cresta cimera de la Peña El Tornu.

Imagen


Allí recibo el saludo de un viejo amigo.

Imagen


Llego a la Majada de Amuesa cuando la sombra está a punto de envolverla. Ya no hay rebaños y en la soledad del incipiente invierno, mientras saboreo un poco de pan y queso, intento sentirme como uno de esos pastores cuyo modo de vida era recorrer estos senderos, ahora olvidados. Quizá la próxima vez lo consiga...

Imagen



¡Hasta pronto! ;) ;)

Avatar de Usuario
Osezno
Mensajes: 401
Registrado: Mié Feb 06, 2008 9:24 pm
Ubicación: León
Contactar:

Re: Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por Osezno » Lun Mar 02, 2009 12:37 pm

Joer Treparriscos :eek: ! Si a mi me haces resoplar aliviado cuando leo que finalmente conseguiste pasar la traviesa, ¿cómo te sentirías tu allí, in situ, colgado de esos desventíos de hierba :-? ? En fin, me alegro de que lo consiguieras y de que nos hayas deleitado con otro reportaje "marca de la casa" ;) .

PD: Enhorabuena también por tus recientes actividades en el Deboru kk2:) . Han desencadenado la apertura de interesantes vías invernales en su Cara N. Verdaderos tesoros ocultos, y sin embargo, a la vista de todos. Cuántas paredes quedarán todavía así en Picos...

Avatar de Usuario
AHM
Mensajes: 559
Registrado: Lun Mar 20, 2006 4:40 pm

Re: Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por AHM » Lun Mar 02, 2009 2:46 pm

buen día: Treparriscos en sus "líneas", para quitar el resuello.
gracias
un saludo
Iñaki, tuviste una tierra preciosa, con grandes habitantes y excelentes amigos.Tu sonrisa nos fascinó y nos animó a todos.La gente te necesitaba.Descansa en paz.
Sergey Bogomolov

Paco Ballesteros
Mensajes: 2002
Registrado: Sab Dic 03, 2005 10:47 pm
Ubicación: Oviedo

Re: Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por Paco Ballesteros » Lun Mar 02, 2009 4:36 pm

¡¡Enhorabuena!!
No sabes la alegría que me acabas de dar, pues has desvelado uno de los misterios que me traían preocupado desde que hace varios años Marcelino me habló de este viejo y abandonado recorrido. Yo también lo había estudiado y no daba con el paso para llegar a la traviesa, es decir, el "salto" que tú describes y que has resuelto. Así que muchas gracias y enhorabuena.
Un abrazo.

Avatar de Usuario
puertochico
Mensajes: 1520
Registrado: Vie Feb 21, 2003 5:29 pm
Ubicación: Santander

Re: Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por puertochico » Lun Mar 02, 2009 6:11 pm

¡Joé Trepa! ¡Bájate de ahí, que me estas poniendo el corazón en un puño!
El otro día, hablando con un paisano de Camarmeña, compañero de trabajo para mas señas, me comentaba, mirando hacia aquellos desplomes, que en tiempos de su padre andaban a la hierba por aquellas "güertas", y yo no pasaba a creerlo. ¡Hay que..!
saludos desde La Montaña.
víctor.
(In honorem) - Se ha de volver.

Helio
Mensajes: 1721
Registrado: Mié Dic 07, 2005 4:27 pm
Ubicación: Avilés

Re: Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por Helio » Lun Mar 02, 2009 6:26 pm

Sólo a ti se te pueden ocurrir semejantes trazados. Y como ya dije muchas veces, no sólo los imaginas, sino que los resuelves de forma magistral. Mi enhorabuena.
Y como últimamente estas que no paras y no me da tiempo a seguir todas las actividades, permíteme aprovechar para felictarte también por esas lineas maestras trazadas en el Deboru.
Saludos.
Hay dos clases de hombres: los que viven hablando de las virtudes y los que se limitan a tenerlas.
Antonio Machado

Avatar de Usuario
Andoni
Mensajes: 1220
Registrado: Mié Jun 13, 2007 8:06 am
Ubicación: Las Presillas

Re: Pimalbas, Anterrobru y La Travesina

Mensaje por Andoni » Lun Mar 02, 2009 7:24 pm

¡¡¡NO ME LO PUEDO CREER!!! kk5:)

Ayer se vio un cerdo volando por el País Vasco y ahora me encuentro con un rebeco escribiendo en el foro.

Un saludo Trepa, cuidadín por esos lares.

Responder

Volver a “REPORTAJES DE ACTIVIDADES EN PICOS”